Administraciones pasadas hunden a Zaachila: Edil

Adán López Santiago se deslindó de supuesto desvío de recursos  

ZAACHILA

Lucìa Muñoz 

Al menos tres administraciones municipales han dejado un adeudo de 76 millones de pesos al Municipio de la Villa de Zaachila, confirmó el edil, Adán López Santiago, al deslindarse del desvío de recursos por la cantidad de 11 millones de pesos, de los cuales ha sido acusado por parte de un grupo de pobladores de la zona.

Precisó que esta situación es ante la falta de pago a las empresas constructoras que asciende a más de 50 millones de pesos, así como 18 millones de pesos por concepto de falta de pago a trabajadores y 8 millones de pesos de faltantes que detectó la Contraloría del Estado.

A pesar de que aseguró que su administración no heredará deuda alguna, López Santiago señaló que no se cuenta con los recursos suficientes para solventar la deuda de las administraciones priístas.

De los 76 millones de pesos que no han sido liquidados, el Edil de extracción perredista expuso que su administración ha logrado reducir por lo menos 20 millones de la misma,

“este adeudo consiste en la exigencia de 17 empresas que ofrecieron obras bajo 26 expedientes”.

Recalcó que la Secretaría de la Contraloría le requirió 8 millones de pesos por obras de electrificación no comprobados de 2008 a 2010, en la colonia Campo Real y Sector Arboleda, así como en la colonia Vicente Guerrero.

Dijo que el municipio no tiene el recurso económico para pagar todo este recurso, porque hasta el momento, las cuentas únicamente alcanzan para las obras y actividades de los años que comprende esta administración. Destacó también que en lo que va de su administración se han realizado 164 obras con recursos del Fondo II y Fondo III.

“La auditoría del 2011 ejercida en el 2012 por la Auditoría Superior del Estado (ASE), determinó que existían 38 observaciones de un total de 158 expedientes revisados”,

dijo al deslindarse nuevamente del desvió de 11 millones de pesos, de los 50 millones ejercidos durante los primeros años de su gestión. En este sentido, manifestó que sólo se localizaron pequeñas observaciones por unas firmas o certificaciones, pero nada que haya puesto en riesgo las arcas municipales.

fuente: