Asalto sangriento

Tres sujetos armados roban en un banco de arena
Un maquinista muere al recibir un impacto de bala
ESTEBAN MARCIAL/FOTOS: EMILIO MORALES
23 Oct 2012 - 23:40


El maquinista Mauricio Nolasco Mendoza fue asesinado a balazos por tres sujetos que tomaron por asalto el lugar donde trabajaba. Tras los hechos, los sanguinarios sujetos escaparon tranquilamente.

El incidente ocurrió ayer, poco antes de las 5 de la tarde, en la carretera que comunica de la Villa de Zaachila a San Lucas Tlanichico, lo que provocó la movilización de elementos de la Policía Estatal Preventiva (PEP) y del grupo de la Agencia Estatal de Investigación.

ROBO VIOLENTO

Lleno de angustia por la muerte de su hijo, Arnulfo Nolasco Martínez contó una y otra vez a los policías, cómo ocurrieron los hechos.

Explicó que por versiones de otros trabajadores, se enteró que los hechos ocurrieron minutos antes de las 17:00 horas, cuando todos laboraban en el paraje conocido como "El Tunillo".

En ese lugar se ubica un banco de arena y grava, por lo que es común observar camiones tipo volteo y camionetas que esperan su turno, para ser cargadas de dicho material.

De pronto, observaron cuando tres sujetos -de entre 30 y 35 años de edad- arribaron al lugar y se dirigieron hacia el conductor de un camión volteo.

DELINCUENTES ARMADOS

En ese momento, los delincuentes sacaron sus armas y le exigieron su cartera al conductor, quien ante el temor de sufrir alguna agresión, optó por entregar su dinero.

De paso, los delincuentes lo despojaron de las llaves del vehículo y enseguida se dirigieron a los otros dos trabajadores que colaban la arena.

Los sujetos también les exigieron sus pertenencias de valor, pero al ser amagados, no opusieron resistencia.

AGRESIÓN MORTAL

Los jóvenes indicaron que al ver el robo, presuntamente el joven Mauricio Nolasco Mendoza, de 23 años, intentó correr para ocultarse detrás de la retroexcavadora que operaba.

Pero fue observado por uno de los asaltantes, que sin temor alguno, le realizó un disparo por la espalda y logró herirlo.

Debido a ello, el joven cayó derribado y los delincuentes decidieron escapar.

Los asaltantes salieron tranquilamente del banco de arena y al llegar a la carretera, enfilaron con dirección a la Villa de Zaachila, por lo que se presume que metros adelante abordaron algún vehículo.

LUCHA POR SOBREVIVIR

Cuando los delincuentes apenas salieron del lugar, Mauricio se incorporó y en su intento por sobrevivir, sacó fuerzas y subió a la retroexcavadora que operaba.

Se presume que el joven buscaba trasladarse a la Villa de Zaachila para recibir atención médica, sin embargo, la muerte lo sorprendió sentado en la retro.

MOVILIZACIÓN POLICIACA

Los empleados víctimas del robo solicitaron apoyo, por lo que elementos de la Policía Municipal de la Villa de Zaachila se presentaron al lugar, pero sólo para tomar conocimiento, ya que a decir de los familiares, nunca implementaron un operativo de búsqueda de los responsables.

Unos 30 minutos después, elementos de la PEP también arribaron al lugar e iniciaron con la toma de datos y al último, recorrieron la carretera una y otra vez con la intención de capturar a los asesinados, pero por el tiempo transcurrido, no fue posible la detención.

Lo mismo ocurrió con los elementos de la Agencia Estatal de Investigación, (AEI), quienes resguardaron el área en espera del arribo del Ministerio Público.

DESCOORDINACIÓN EN LA PGJE

La agente del Ministerio Público comisionada en la Villa de Zaachila, Maricela Catalina Méndez, se presentó al lugar para iniciar con las diligencias y ordenar el levantamiento del cadáver.

Sin embargo, una vez en el lugar, solicitó apoyo de peritos para levantar las evidencias de la escena del crimen.

La familia tuvo que esperar más de una hora para el arribo de los peritos, pero únicamente arribaron peritos en planimetría y fotografía, por lo cual comenzaron con su trabajo.

Y pasó más de otra hora, para que al lugar se presentara el perito en dactiloscopía, ya que éste no encontraba el lugar del homicidio.

LARGO TIEMPO DE ESPERA

Ante el demasiado tiempo de espera, los familiares de la víctima pedían a la Ministerio Público que agilizara la diligencia, para ordenar el levantamiento del cuerpo.

"Los entiendo en su dolor, si quieren váyanse y nosotros ahorita nos llevamos el cuerpo", refutó al padre de Mauricio Nolasco.

"¿Es nuestro hijo, cómo lo vamos a dejar aquí?, podemos esperar, pero no es posible que por una persona, todos estemos acá, ya tenemos más de tres horas", replicó la madre del joven maquinista.

ERA UN JOVEN EJEMPLAR

Por la negligencia del personal de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), familiares y amigos de Mauricio Nolasco se concentraron en el lugar del asesinato, ya que pedían que el cuerpo fuera levantado, porque la oscuridad reinaba en ese sitio.

Todos recordaban al joven. "Era un muchacho ejemplar de apenas 23 años. Siempre estuvo dedicado al trabajo".

"Al terminar su trabajo, se dirigía a su casa, luego visitaba a su novia, iba al gimnasio y por último recogía a su hermana, a quien la llevaba hasta su domicilio", indicaron.

CUANTIOSO BOTÍN

A las 20:45 horas, la representante social ordenó levantar el cuerpo para trasladarlo al panteón de la Villa de Zaachila, para lar práctica de la autopsia de ley.

Y de ahí, sería velado en su domicilio de la privada de Guelachi número 13, del barrio San Sebastián, de ese lugar.

De acuerdo con la versión de los trabajadores, al parecer el monto del robo fue de 30 mil pesos en efectivo y la vida del joven ejemplar.

Con relación a los hechos, se integró la averiguación previa por el delito de homicidio y robo con violencia.

fuente: http://www.noticiasnet.mx